Borracho a las cuatro de la tarde…

Borracho a las cuatro de la tarde…

(Revolviendo entre mis cuadernos)

A la que se forja con mis besos.

A la que amanece con cobardes.

A la que susurra mis desdichas.
A ti te hablo, sí. Borracho y sin tabaco.

Arráncame mi almohada, destripa mi flor de gracia.
no trates de jugar con non capisco niente.
Ya no susurro poesías. Ya no te abrazo con mis versos
en tardes fundidas, fundidas con tus celos.

Déjame un lápiz de labios en el fondo de mi baño. Deja
tu perfume en el último cajón de mi armario.
Olvida tu inocencia en cada una de las esquinas salvajes,
donde alguna vez olvidaste aquellos deseos insondables.

Tengo más victorias que un cuentista o más cocaína que
alcohol en las heridas. Desgárrame con tus sueños.
Destápame con tus dudas. Juega con tus pies bajo las
sábanas. Azota mi vida. Bebe, deja que me suma en mi
piscina de alcohol mientras escucho los espejos de mi música.

Descubrí mis versos en el fondo de mis tardes… con vasos
vacíos de noches y estandartes. En las que cada borrachera
era única para fusionarme con tus frases. Solo necesitaba
un poco de música, buen gusto y ganas de enamorarte.
Antes de que cante el gallo besaré tu boca de loto.
Antes de que suene el despertador, recorreré con mis
manos la curva de tu espalda.

Aferra tus caderas a mi alma de rebaja y sinfoniza los acordes de una melodía sin guitarra…

 

 

                                                           Alejandro Molpeceres

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: